307. Fraternidad de Hermanos de la Misericordia



“Si mirásemos cuán grande es la Misericordia de Dios, nunca dejaríamos de hacer bien mientras pudiésemos: pues dando nosotros, por su amor, a los pobres lo que Él mismo nos da, nos promete ciento por uno en la Bienaventuranza. ¡Oh, bienaventurado logro y ganancia! ¿Quién no da lo que tiene a este bendito mercader, pues hace con nosotros tan buena mercancía y nos ruega, con los brazos abiertos, que nos convirtamos y lloremos nuestros pecados y hagamos caridad primero a nuestras ánimas y después a los prójimos? Porque así como el agua mata al fuego, así la caridad al pecado.” (San Juan de Dios)


La Fraternidad de Hermanos de la Misericordia es una Asociación Pública de Fieles fundada por los sacerdotes Juan Carlos Durán Holguera y Antonio Sabido Salguero, en 2010 en la Diócesis de Asidonia-Jerez (España). La Fraternidad se inspira en el espíritu de caridad de San Juan de Dios y tiene por misión apostólica mostrar la Misericordia Divina en el servicio a las personas sin hogar y necesitadas. Sus cuatro pilares fundamentales son la vida contemplativa (con sus momentos estipulados de oración y con rezo en coro del Oficio Divino), la pobreza real de los Hermanos, la vida de comunidad auténtica que se verifica en una comunión de vida, y la atención a las personas sin hogar.


Los Hermanos tienen en Jerez el “Hogar San Juan de Dios”, antigua residencia de ancianos de las Hermanitas de los Pobres que abandonaron Jerez por falta de vocaciones, desde el que realizan su misión de hacer realidad el Reino de Dios en medio de los desfavorecidos. Allí sirven de familia de soporte en un proceso de reconstrucción personal para personas sin hogar, con problemas de salud mental, toxicómanos, recién salidos de prisión, etc. Los Hermanos procuran apoyarles en la reconstrucción de sus vidas rotas y hacerles caer en la cuenta del amor de Dios hacia ellos y de su dignidad como hijos suyos. En el Hogar colaboran voluntarios, y siempre es necesaria nueva ayuda, en especial de alimentos y ropa de hombre.


Contacto

- Fraternidad de Hermanos de la Misericordia
Hogar San Juan
Calle Domecq, 4
11401 Jerez de la Frontera
Cádiz- España

16 comentarios:

Anónimo dijo...

Una sencilla pregunta y una reflexión. La pregunta interesa: ¿Contemplan la ordenación sacerdotal de sus miembros? Si así fuera, desearía contactar con ellos. Parece un renuevo del envejecido tronco de S. Juan de Dios...Cómo necesitamos que aquel espíritu de piedad y atención (no sólo corporal, sino espiritual)a los más necesitados que informó la vida y las obras de Juan Ciudad...

Anónimo dijo...

El Padre Juan Carlos era religioso de la orden de San Juan de Dios, y un verdadero discípulo del santo. Que San Juan de Dios le bendiga en esta comunidad de hermanos que muestran la misericordia de Dios en los que más lo necesitan en la sociedad. Estos testimonios dan fe de la verdadera Iglesia. Gracias Hermanos.

Anónimo dijo...

Sí acogen la vocación sacerdotal dentro del carisma de su comunidad

Anónimo dijo...

Me parece que uno o dos de ellos llegaron del clero diocesano

Anónimo dijo...

Gracias por la respuesta. Visto que sí contemplan la ordenación sacerdotal de sus miembros, ¿habría algún teléfono o correo electrónico donde contactar? La verdad que el correo postal anda tan mal siempre...Con todo, no hay problema en mandar una carta, la ilusión de la respuesta ahí está y más en una cosa tan trascendente como el ideal de la vocación. Gracias otra vez por todo.

Daniel dijo...

Qué fantástico carisma. Dios quiera los colme de bendiciones y vocaciones religiosas. ¿Alguien sabe si tienen alguna página de blog o sitio en internet?

Anónimo dijo...

Ruego a Dios no se contaminen con la situación actual de muchas ordenes religiosas, empiezan su carisma desde la sencillez y la autenticidad evangelica y terminan como ya vemos religiosos de vida acomodada, en confortables comunidades sin austeridad de vida y con total ausencia de pobreza, lo digo con conocimiento de causa, he sido religioso de una orden similar con varios siglos de antiguedad, no quiero decir su nombre como comprendereis, y la verdad es que he vivido mejor que en casa de mis padres que somos cuatro hermanos y teniamos que compartir todo. En la comunidad en la que estube, tenia habitacion propia (no les gustaba que le llamara celda)televisión por cable y aire acondicionado el menu a la carta, una señora para limpiar las habitaciones... Me extrañó todo eso y pregunté, la respuesta fue que los hermanos estabamos para cuidar a los pacientes y que necesitabamos estar confortables para poder llevar la ardua tarea del cuidado. Hablando con personal sanitario empleado en la institución, contaban de las penalidades de sus vidas para llegar a fin de mes: hipotecas, hijos, impuestos, comer... todo lo que un trabajador con un sueldo puede soportar y lo mal que lo pasan cuando le sale un imprevisto. Ahi estaba yo con mi voto de santa pobreza y una vida buena si queria algo bastaba solo pedirlo que nunca negaban nada.
Vi la incoherencia de los votos que habia profesado (temporales, con dolor de mi corazón abandoné la orden. Actualmente trabajo cuando puedo en un hospital, procuro ser justo y ejercer la caridad con el projimo participo el la pastoral sanitaria de mi parroquia,la verdad es que soy mas pobre y estoy mas comprometido. Siento verdadera pena por eas ordenes relajadas, no ayudan con su ejemplo. Por último las Hijas de la Caridad de mi pueblo le han declarado la guerra a los velos, ya van todas descubiertas y empiezan a vestir de seglar. Son muchas las personas que lo comentamos con pena, ya cada vez hay menos presencia de vida consagrada en la calle, la mundanidad la está devorando.

Anónimo dijo...

Estimado amigo Seráfico: ante todo gracias por hacernos participar de las luces y sombras de la vida consagrada, que ya por cierto y mas por estos días, del flamantes siglo XXI, son mas sombras las que acontece sobre la VIDA RELIGIOSA....animo a esta floreciente FRATERNIDAD DE HERMANOS, a cumplir al 100% con los pactado desde su carisma fundacional.... es verdad desde un pais sudamericana la ORDEN y sus miembros, " religiosos consagrados" se han convertido en seudos empresarios de sus obras apostólicas, ya casi dejando de lado la condicio sine quanon, de su existencia......y asistencia en la IGLESIA....Querido amigos fundadores de la Fraternidad los animo a seguir el bello legado del Santo P. San Juan de Dios...que en la actualidad parece que necesita ser bien alimentada y demostrada....bendiciones.

Anónimo dijo...

¿Alguna persona de Jerez o que conozca el Hogar sabe a qué teléfono llamarles o a qué correo electrónico escribirles? La carta puede perderse, o los Fundadores no tener ni tiempo para leerlas...Quedaría muy agradecido.

Anónimo dijo...

Es para mi muy grato tener conocimiento de èsta nueva experiencia de vida religiosa Hospitalaria, por favor quien tenga informaciòn del correo electrònico de estos hermanos, gracias por publicarlo.

Anónimo dijo...

En la actualidad el unico que está es el Hermano Juan Carlos, una persona con una caridad increible. Para poder contactar con el puedes llamar al teléfono 956905708

angel dijo...

hola serafico!!! un favor le solicito: desearia contactarme con algun integrante de esta floreceinte comunidad, e hijos de S. Juan de Dios. Escribo desde Argetnina.Gracias Angel

Anónimo dijo...

MUCHAS PERSONAS LLEVAN SU VOCACION DENTRO DE SU CORAZON NO ES NECESARIO CERRARSE EN UNA HABITACION SOLAMENTE CREER EN DIOS ESCUCHAR SIENPRE SU PAPALBRA Y ESTAR ENCOMUNION CON EL Y TAMBIEN HACIENDO BUENAS OBRAS

Anónimo dijo...

Pues para hacer el bien a los más necesitados, no hace falta la ordenación sacerdotal, como parece preocupa a muchos. Hermanos sigan haciendo el bien.-

Eduardo dijo...

Buenas Tardes Hermanos de la Misericordia... Un Gran Saludo en Cristo Jesus. Quiero comunicarme con ustedes, deseo saber a que correo electronico puedo hacerlo o un numero de telefono al cual llamarles. Un abrazo grande y unidos en humilde oracion.

Anónimo dijo...

Buenas tardes...

Estoy enamorado de San Juan de Dios e incluso pude trabajar en uno de sus centros. Ahora ando buscando a Dios, a veces pienso que de una manera tan desesperada que llego a entrar en desolación. Andaba buscando poder contactar con esta orden porque había oído hablar de ella hace tiempo, pero nunca encontré ninguna información de contacto. Yo descubrí al Señor de la mano de San Juan de Dios en cada uno de sus enfermos. Necesito conocer más... Hay alguna manera de contactar con ellos que no sea presencialmente, ya que yo vivo en Madrid.

Gracias!