161. Monjes de la Santa Cruz



Santos Pacomio y Antonio Abad
*
Los Monjes de la Santa Cruz constituyen una Asociación Privada de Fieles de Derecho Diocesano, fundada en 2005 por el R.P. Juan Bautista Romano en la diócesis de Cruz del Eje (Argentina). Los monjes llevan una vida mixta: son solitarios que viven en comunidad, siguiendo el modelo de la tradición primitiva monástica de Palestina y Egipto en los s. IV-V. De la vida cenobítica asumen el binomio Santa Regla (siguen la de San Pacomio)- Padre en comunidades de no más de siete monjes. Al frente de ellos, haciendo las veces de Cristo está el Padre del Monasterio. De los eremitas asumen la vida de soledad (no de aislamiento total) en las ermitas particulares (Kellión), “pequeños monasterios”, camino retirado del desierto al encuentro con el Amado.

P. Juan Bautista Romano, Fundador

*
“Juntos para el servicio de Dios, en el Corazón de Jesús, en la Casa de Dios, abandonando el pecado y viviendo sólo de la gracia con la fuerza del Espíritu Santo, trabajando por la paz y la mutua edificación”.

En la ermita cada monje sirve a Dios con la oración y el trabajo. La presencia silenciosa de los Hermanos es de gran ayuda y consuelo, y las necesidades de la Comunidad dan la ocasión oportuna para servir a Dios en los Hermanos. La soledad del monasterio y la pobreza comunitaria permiten al monje vivir en la simplicidad evangélica, confiando totalmente en la Divina Providencia.


"Los monjes de la Santa Cruz, tocados y guiados por la gracia del Espíritu Santo, dejamos todo para encontrar el tesoro escondido en el campo, la perla preciosa, y desarrollar estos dones a la luz de la Sagrada Escritura, hecha Lectio Divina, según la tradición de los Santos Padres Antiguos, adquiriendo así un corazón capaz de escuchar y amar”.

El Monje, en la Pasión de la Santa Cruz, toma sobre su propio corazón el dolor de la humanidad, particularmente el de las almas que un día se entregaron al Señor y que luego por las vicisitudes de la vida o por la debilidad de la materia, se alejaron del Creador y de la ofrenda que le habían hecho. Así los monjes toman el dolor de los sacerdotes, de los consagrados y consagradas que sufriendo, sea su infidelidad, como la cerrazón de la institución eclesial, sangran y sufren por ser marginados y/o despreciados en nombre de la verdad y de una caridad no entendida. Y es que cada monasterio debe ser un lugar de sanación interior, un lugar donde poder superar el rencor y el resentimiento, donde poder retornar a la comunión con uno mismo, con el prójimo y con el Señor de la Vida. Un lugar del que se pueda decir: “Ésta es la Casa de Dios y la Puerta del Cielo”.


Kellión (ermita)
*
En el monasterio ofrecen hospitalidad a los que desean compartir el silencio y la oración con la Comunidad, y a los necesitados de ayuda y consejo. También trabajan en la elaboración de productos naturales y artesanales para el sustento de la Comunidad.
***

Av. Grierson 599 – (5182) Los Cocos
Sierras de Córdoba (Argentina)
E-mail: monjesdelasantacruz@yahoo.com.ar

14 comentarios:

Anónimo dijo...

Estos monjes desean imitar el monaquismo Ortodoxo Oriental
dentro del seno de la Iglesia
Católica Romana.

Se nota su seriedad y su consagración
a la vida contemplativa fuera del mundanal ruino.

¡Quiera Dios que tengan muchas y santas vocaciones para la vida monástica eremita!

Anónimo

JOCARZULIA dijo...

QUE HERMOSA VOCACION!!! GRACIAS PAPA DIOS POR ESTAS CONGREGACIONES... QUE EL SEÑOR LE MULTIPLIQUE LAS VOCACIONES

Leonardo dijo...

El Señor en su infinita e insondable sabiduria, sabe hacer brotar en donde deben brotar, almas como los de estos monjes que con amor y ardor lo aman , lo buscan y lo sirven.
Que sea El quien los bendiga, los guie en ese precioso pero arduo camino de la santa vida contemplativa.
Un abrazo grandisimo para ustedes en el amor de Dios, y cuenten con mi pobre oración.
Anónimo

Mario dijo...

He tenido oportunidad de conocer a estos monjes y puedo decir que allí esta vivo el espíritu originario del monacato primitivo.
El espíritu sigue soplando y dando fuerza a la Iglesia, hay brotes nuevos y vigorosos que muestran coherencia.

Alabado sea jesucristo!

sociologiayreligion@gmail.com dijo...

Viven la vida oculta del Jesús orante y son estas comunidades las que mantienen Viva a la Iglesia.

Anónimo dijo...

No me queda claro esa mezcla con costumbres tomadas de la Iglesia Ortodoxa. Yo me he incorporado a la Iglesia Ortodoxa, de modo que no es una queja, pero es que me llamo la atencion, y no se con que criterio han tomado algunas cosas y otras no. De todos modos, ruego que sean causa de santificacion y Dios les conceda lo mejor en sus planes.
Esteban

Raúl dijo...

No me parece que hayan tomado nada de la Iglesia Ortodoxa que tú dices. Y es que la Santa Iglesia Católica respira por dos pulmones: el latino y el oriental. Nunca ha dejado de existir en la Santa Iglesia Católica, bajo la autoridad del Sucesor de San Pedro, una parte que reza, celebra, y vive la fe según las tradiciones cristianas orientales. La Iglesia Ortodoxa cismática que se separó de la Iglesia a partir del 1054 comparte este patrimonio litúrgico y espiritual, pero en absoluto es suyo en exclusivo.

Oremos por las Iglesias Católicas Orientales, por su crecimiento y para que más y más grupos de la Ortodoxia cismática retornen a la fe divina y católica. Amén.

Anónimo dijo...

Respondiendo a Esteban: si bien ha respondido ampliamente y con gran verdad Raúl, me animo a sugerirte, querido Esteban, que te instruyas con respecto a la liturgia Bizantina, comun entre oriente y occidente, es decir, entre las Iglesias Orientales Ortodoxas y Aquellas en comuniòn con El Obispo de Roma. Tu comentario sobre estos Hermanos de la Santa Cruz no me parece ni oportuno ni veraz, creo que ellos son una buena alternativa para nuestro tiempo, al menos por lo que vemos en este blog. Pienso que tú tendrías que replantearte algunas de tus opciones.
Giovanni

Leonardo dijo...

Tuve la oportunidad de vivir unos pocos dias con estos hombres de Dios y de oración, y el resultado no podria ser mas positivo, ya que lo que logré vivenciar en esos pocos dias, es que son una comunidad sumamente seria en los que andan viviendo y lo que anhelan vivir.
Lo que mas me impactó, fuero tres cosas, primero, el silencio de aquel lugar, definitivamente lo invita a uno a recogerse y a encontrarse con El Señor cara a cara, lo segundo es que su liturgia es riquisima en signos y simbolos y por último lo poco que tienen de vida fraterna, lo viven en una sencillez candida y espontanea.

Dios los ha de bendecir rica y abundantemente en todo aquello que hay en sus corazones, y oro al Señor de la vida por ustedes.

Leonardo

Luis dijo...

Gracias a Dios x stas bellas comunidades q stan al servicio de los dmas!
Saludos a todos los q han publicado sus comentarios!
Solo qria comentar q la Iglesía Catolica y la Ortodoxa, son y van hacer x siempre familia; xq ellas tinen la misma raiz, q es Cristo Jesús(y es lo unico q importa)y eso no c pued tapar con un ddo, q allan sido producto de una serie d rivalidades religiosas, entre otras cosas, producidas por el hombre, es otro tema; las iglesias son instrumento de salvación, pero el unico q salva es Cristo! las iglesias y sus congregasiones solo son un soplo del Espiritu Santo, como respusta a las necesidedes y cirunstanias del momento. Y para trminar, a mi parecer y creo q asi es, como ellos mismos dicn estamos siguiendo el modelo de la tradición primitiva monástica de Palestina y Egipto en los s. IV-V.; y hasta dond tngo ntndido, para ese priodo solo habia una sola iglesía!

La libertad d xprsión s lo q los dmas no kiern scuchar!

Repito: saludos y bendiciones para todos, q la Virgen Maria Madre de Dios bajo la Advocación del Equilibrio, nos protja y q Nuestro Dios Todo Poderoso, nos llene de alegría y amor, en nuestros corazones!!

Mariela dijo...

Esto está lleno de monjas, curas y santos!!!

oriente dijo...

La vida de los Monjes de la Santa Cruz es maravillosa: viven la pobreza evangélica, imitando a Jesus que ora solitariamente en Getsemaní y a la vez nos llama a seguir la máxima evangélica: Orar Sin Cesar.
Quiera el Señor bendecir esta obra y derramar abundantes frutos sobre ella.

Hno. Jorge dijo...

Es verdad, el Espíritu inspira los corazones dóciles para que enriquézcan a la Iglesia. Me gustaría que salga algo sobre los Monsjes del Cristo Orante, que viven en Mendoza (Argentina)
Un abrazo y bendiciones!!!

Anónimo dijo...

hola hermanos en cristo jesus ,yo soi un joven que actualmente estoy terminando mi preparatoria ,quiero y deceo hacer la voluntad de Dios ,que me llama alguien que me de informes de los monjes de la cruz ,pues hace tiempo vi su vida .en unos videos que subieron al internet y pues desde de ese momento y antes ciento esa voz por parte de Dios que me llama a seguirlo en la vida comtemplativa,actualmente sirvo a Dios en un grupo juvenil.pero deceo saber como es que uno puede entrar a esta comunidad monastica eremitica ,bueno que Dios que me llamo los colme de bendiciones y los llene de su santo espiritu.mi correo es picazo_azul@hotmail.com asta luego y paz y bien